Dios es redondo

Eran buenos tiempos. Interminables mañanas de sábado corriendo tras un esférico al que se le desgajaba el cuero y en las que lo único que importaba era horadar a balonazos una portería sin redes. No conocíamos las bebidas isotónicas, sólo el agua de la fuente, que había que beber por turnos. Un tiempo en que […]

Cuéntaselo a otro
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone

Robinson Crusoe

Llevé una existencia feliz, cosmopolita. Tenía un par, alguien parecido a mí, con quien sentirme complementado. Juntos éramos el orgullo de nuestros pies. Los condujimos tanto a la rutina del trabajo, como a salidas nocturnas y escapadas al campo. Hasta esa noche en que se descalzaron en la orilla de aquella playa. El amor, como […]

Cuéntaselo a otro
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone

En el camino

Hemos estado de viaje durante largo tiempo. Hollamos cumbres con las que nuestros pies no alcanzaron a soñar. Estas suelas cruzaron fronteras. Surcaron charcos y riachuelos. Surfearon la lluvia. Besaron el sagrado suelo del santuario de Pachacútec. Reposaron a bordo de trenes, autobuses y colectivos. Profanaron con terrones de barro el entablado de cuidadas cafeterías […]

Cuéntaselo a otro
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone

Dedos

Tengo una herida en el corazón. No es una metáfora cursi, es una herida que tengo en el dedo corazón. Es la parte que menos me gusta de mis manos: Es un corte que me practiqué en ese dedo con un cúter, desensamblando una caja vacía. La herida era algo profunda y no se cerró […]

Cuéntaselo a otro
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone

Patagonia

De crío, imaginaba la Patagonia como un lugar utópico, casi inexistente, un lugar legendario situado geográficamente en los confines del mundo, allá donde habitaban bestias marinas increíbles y donde se acababa el mar y uno caía al vacío en caso de no virar la ruta. La verdad es que, una vez allí, uno comprueba que […]

Cuéntaselo a otro
Share on FacebookTweet about this on TwitterGoogle+Email to someone